Poner en marcha tu propia empresa

|


Establecer tu propio despacho es una decisión importante a tomar en cuenta ya que existe una gran variedad de despachos independientes acordes al tipo de actividad que queramos desarrollar, recuerda que estarías conformando una nueva organización en potencial crecimiento. En este tipo de despachos se ejercen actividades que pueden ser desarrolladas directas e indirectas; con la finalidad de proporcionar servicios espaciales a clientes y usuarios.

Al plantearse la posibilidad de aperturar una empresa, cada emprendedor debe responder algunas interrogantes que son claves para mantener el enfoque de la empresa y visión que esté orientada en convertirla en una empresa rentable.

En este post  nos enfocaremos en cómo fijar los precios por ejemplo, la planificación  de la administración del  negocio  se desarrollara  por medio de los servicios  ofrecidos  y la fijación de los precios, pues  los ingresos serán  fundamentales   para el crecimiento del negocio. Para establecer los costos del servicio se debe tomar en cuenta  los costos de producción, sueldos, salarios del personal. Materia prima, servicios públicos, pago por el alquiler despacho Madrid, entre otros gastos.  



Tenemos  tres  formas de  fijar precios y administrar la empresa:
  1. Precio establecido de acuerdo a la capacidad de atención, se define la capacidad real que tendrá la empresa para atender un número determinado de clientes, programando la tarifa a un costo mínimo por cliente atendido, los costos serán controlados bajo esta modalidad con la finalidad que se puedan generar utilidades de manera efectiva. 
  2.  Precio establecido en base a ingresos deseados, para esta planificación   se debe tomar en cuenta los ingresos deseados por la empresa, ese monto se debe dividir entre la capacidad de clientes que pueden ser atendidos, el resultado del costo será el precio establecido, normalmente es un costo superior y debe ir acompañado bajo estrategias de comercialización y atención preferencial para justificarlo.
  3. Precio establecido   según el tipo de cliente, es uno de los menos utilizados ya que exige una planificación y análisis profundo de mercado en el que define un sector muy especifico para captar el tipo de cliente que a largo plazo es la de mayores resultados y efectividad.


Como hemos observado, poner en marcha nuestra propia empresa no es tan fácil pero tampoco imposible solo debemos tomar en cuentas distintas variables para que a largo plazo se pueda alcanzar establecerla y consolidarla.

0 comentarios:

Publicar un comentario