Jamás culpes al otro

|

Jamás culpes al otro

En diversos escenarios, lo más frecuente es responsabilizar al otro u otros de lo que nos pasa. Y en la vida sexual no es la excepción; "no me haces sentir", "no me motivas lo suficiente", "no alcanzo el orgasmo por tu culpa". Si juntamos la falta de educación sexual y de escasos valores, tenemos el conjunto perfecto para tomar a la pareja como el recipiente donde depositamos la frustración y la responsabilidad de nuestros actos.

0 comentarios:

Publicar un comentario